El motivo por el que la duquesa de Alba dejó de hablar a Concha Velasco

Tenían una relación cordial, pero, un día, la duquesa de Alba decidió romper cualquier relación con Concha Velasco. Nunca se había conocido qué había pasado entre ellas para llegar a este punto sin retorno dentro de su amistad. Hasta ahora, que la vallisoletana ha querido explicar ese episodio que tan mal se lo hizo pasar.

“Se enfadó conmigo porque en un programa que presenté en TVE que se llamó ‘Tiempo al tiempo’ no se sintió bien tratada“, he explicado en la revista ‘Lecturas’, donde añade que llegó a mandarle un ramo de flores en señal de disculpas que doña Cayetana le devolvió. Tampoco aceptó el telegrama que Concha le envió para que aceptase su perdón.

A Concha se lo hizo pasar tan rematadamente mal, que tomó una determinación muy dura: dejar el programa que había provocado ese enfrentamiento que no pudo arreglar por mucho que se afanó en ello. Porque la duquesa, fiel espectadora de las obras de Velasco, dejó de asistir. Se sintió tan mal, que decidió abandonar su trabajo.

Un día, doña Cayetana se lo pensó mejor: “Con los años vino a verme con su último marido, y cuando la vi en el patio de butacas, casi me da un telele”. Es más, al acabar la función, entró en el camerino y le dijo a Concha: “La nobleza, obliga“. Un gesto con el que sellar la paz y que habla lo mismo del carácter que tenía la duquesa de Alba como de, efectivamente, la nobleza de su corazón.

Fuente: Leer Artículo Completo