Kiko Rivera recuerda, entre l\u00e1grimas, el momento m\u00e1s duro de su familia

‘Mi casa es la tuya’, el programa de Bertín Osborne, ha regresado este viernes por todo lo alto; La visita de Kiko Rivera e Irene Rosales. La pareja ha pasado una velada de lo más entretenida con el cantante, contándole las anécdotas más divertidas de su relación y las luces y sombras de su vida. El propio Kiko no dudó en abrirse en canal y hablar sobre uno de los episodios más complicados de su vida: El ingreso de su madre, Isabel Pantoja, en la cárcel. “Quizá sea el momento más difícil que haya vivido como persona, el más duro, el más complicado y el más triste”, declaraba, “para la familia entera, pero yo hablo por cómo me afectó a mi”.

“Mal humor, pena…”, declaraba haber sentido, “eso es algo que lo tienes que vivir”. Sobre los vis a vis con su madre, ha confesado que eran los momentos más felices y más tristes a la vez: “Sabes que la vas a ver después de tanto tiempo y dentro de la pena tienes alegría por verla, tocarla, abrazarla, besarla…”, pero luego toca despedirse de nuevo, “cerraban las puertas y me quería morir”.

Asegura que tardó en acostumbrarse a su ausencia: “A veces la llamaba por teléfono y hasta que no daban deis o siete tonos no caía en que no estaba”. Sin embargo, en toda su pesadilla hubo un momento feliz: La salida de prisión. “Eso fue… Una fiesta”, se sinceraba, “ya pagó lo que tenía que pagar, yo me siento orgulloso de mi madre y feliz porque haya superado eso, eso no lo hace cualquiera”.

Pese a los duros momentos, ahora Isabel está bien, así lo confesaba su hijo, que asegura uno de sus momentos más felices es cuando se reúnen todos sus nietos en Cantora.

Fuente: Leer Artículo Completo