Base de maquillaje: así es como debes usarla

La base de maquillaje es uno de los productos básicos (por no decir el que más) que hay en nuestro neceser. Y es que es prácticamente el primer paso que llevamos a cabo cuando nos maquillamos. Pero, a pesar de ser un producto más que conocido por todas, seguimos todavía sin saber bien cómo usarlo.

Y lo peor es que no nos damos cuenta de que lo estamos haciendo mal. De hecho, no podemos sentirnos más contentas después de cubrir el rostro al completo con la base y haber ganado un tono más o ni siquiera nos paramos a pensar en el resto de los elementos del maquillaje para elegirla. Si te has sentido identificada, toma nota.

Solo en algunas zonas

Estamos acostumbradas a usar la base por todo el rostro pero no es necesario. De hecho, para que quede un resultado natural, se debe aplicar solo en las zonas que lo necesitan, es decir, donde necesitamos cubrir alguna imperfección o haya manchas, rojeces o desigualdades de tono.

COMPRAR

“Primero aplica la base solo en el área problemática, y tal vez tengas que pararte ahí”, recomienda la maquilladora Violette_fr en la edición birtánica de Harper’s Bazaar. Además, da un tip: “Mantén la nariz sin maquillar. Como el centro de la cara, esto crea una ilusión óptica de que no estás usando base“, lo que aporta naturalidad.

El día que la piel se vea bien por sí sola, lo mejor será no usar base.

COMPRAR

Todo cuenta

Y con todo nos referimos al resto de los elementos del maquillaje, como la sombra de ojos, el eyeliner o el labial, es decir, lo que aporta color al rostro. Será necesario tenerlos en cuenta para escoger la base de maquillaje adecuada en cada momento y se vea una piel fresca y equilibrada, tal y como recomienda la maquilladora. Y es que, tampoco vale solo con una base siempre, deberemos ver cuál se adapta mejor a nuestra piel.

COMPRAR

Sí a las manos

Siempre hemos escuchado que está terminantemente prohibido aplicar el maquillaje con las manos porque estas contienen una gran cantidad de bacterias que pueden afectar a la piel. Por eso, lo que será necesario será lavárselas antes de aplicar nada sobre el rostro y, después, para extender, ayudarse de una beauty blender que hará que el maquillaje se funda con la piel: “Esto te ayuda a apuntar a una zona y luego difundirla”, explica la experta.

COMPRAR

Base como corrector

A pesar de que siempre hemos aplicado el corrector como una parte de la base para disimular más las imperfecciones, hacer de la base de maquillaje un dos en uno tiene mejores resultados: “La base tiene una textura menos espesa, pero está pigmentada, por lo que cuando realmente necesita crear una capa, el grosor puede ayudar”. Eso sí, en las zonas más oscuras “usar un toque de corrector justo donde lo necesites”.




Fuente: Leer Artículo Completo