Gracias a Filomena, no hay nada mejor que hacer: tres mascarillas hidratantes con las que hacer frente a la piel seca por el frío

Inundado. Ver los stories de Instagram es un paseo por calles nevadas, árboles decorados por una capa blanca y gente esquiando en la M-30. Uno de los tweets más graciosos que he visto esta mañana es sin duda este, “Filomena es la política más querida de España. Ha confinado a todo el mundo en casa y nadie está protestando”. Nada más que añadir. Filomena, Filomena: no había que armar tanto escándalo, mujer. Un poco de nieve está bien… pero ya te estás pasando.

Si tenías algún plan para este fin de semana, cáncelalo, porque parece que la nieve no se va a ir. Baja a la calle, haz un muñeco de nieve y… vuelve a subir, quédate en casita y por supuesto, entrégate al masking como pasatiempo de sábado (aunque el shopping online y las rebajas es también una buena alternativa). Y para ello, hay tres mascarillas de diez en Mercadona súper baratas para regenerar la piel del frío.

Son además, las más vendidas del supermercado. Cuestan menos de 3 euros y prometen darle a tu tez ese extra de hidratación que necesita con las temperaturas bajo cero. Tu estufa ya no da a basto para mantenerte el calor y tu piel está más seca un papel de lija, seamos francos. ¿Casualidad que haya subido la luz justo en este mismo momento? Filomena, Filomena…

Las mascarillas de Deliplus están disponibles en tres versiones: la más popular es la Hidrata Mask que con agua de rosas hidrata en profundidad el rostro y genera una sensación de confort increíble después de utilizarla. Si además de hidratar, quieres un extra de propiedades, la Gold Mask tiene también tratamiento antiedad con células madre vegetales para un efecto lifting. Pero si quieres algo más potente, que además de hidratar la piel, te de un boost instantáneo, tu mascarilla es la Firming Mask con colágeno.

Ya sabes… mientras eliges una película de Netflix, que por cierto, tenemos las mejores series y pelis por si ya has terminado Bridgerton y quieres llenar tu vacío existencial con una serie victoriana, lo único que necesitas es una copa de vino y una mascarilla. Hasta que Filomena deje ese complejo de Elsa de Frozen, #quédateencasa, querida lectora.

Fuente: Leer Artículo Completo